McDonald TrumpLa dieta de comida rápida del presidente de EE.UU.

Siempre que puede, el inquilino de la Casa Blanca se alimenta de pizza, burritos, pollo frito, hamburguesas, bocadillos y batidos de chocolate. Todo de sus marcas favoritas y acompañado, para rebajar, de refresco light.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • mename
  • Linkedin
  • mail
  • WhatsApp

Valora esta noticia

Información

Donald Trump es un animal de costumbres y su llegada a la casa Blanca no le ha hecho cambiarlas. Además de sus excentricidades, el presidente de Estados Unidos mantiene también su dieta. Algo que queda reflejado ahora en un libro escrito por dos personas que le conocen muy bien. Son Corey Lewandowski y David Bossie, dos de sus asesores durante la campaña electoral. Fueron muchas semanas codo a codo. Muchas horas al día trabajando juntos. Una proximidad que ahora queda plasmada en “Let Trump be Trump” (Dejad que Trump sea Trump), una oda a todas esas singularidades y salidas de tono que hacen al personaje único.

Trump es un amante de la comida rápida. Platos que degusta en el Air Force One pero sin utilizar las manos. Siempre utiliza cubiertos y no come nada que haya sido abierto o desprecintado por otra persona.

Recientemente hemos visto a Trump comiendo hamburguesas. Solo y en compañía del emperador de Japón.

También consume comida mexicana en su despacho y pollo frito en los desplazamientos. El magnate fue en el pasado imagen de varias marcas de este tipo de comida.

Una es McDonald’s. La otra marca es Pizza Hut. En ambos comerciales sostenía la comida con las manos. Sin embargo, en sus redes sociales siempre utiliza cubiertos. Algo muy llamativo que se ha convertido en debate nacional y por lo que el propio Trump se ha tenido que explicar en un vídeo: “Mucha gente me pregunta por qué uso los tenedores y cuchillos de plástico de la pizzería. Pues bien, no suelo ir con cuchillos y tenedores encima. Y francamente, es muy cómodo”.

Pero el libro de sus exasesores revela otra realidad. Trump es germofóbico. Padece una fobia a la suciedad y está obsesionado con los gérmenes. Por eso evita el contacto con las manos siempre que puede y, cuando desconoce la procedencia de la comida, pide que sea envasada. De hecho, en su avión es habitual la presencia de snacks y galletas envasadas. Eso siempre que no pueda llevar comida rápida a bordo.

“En el avión de Trump había cuatro grandos grupos de comida: McDonald’s, Kentucky Fried chicken, pizza y Diet Coke (Coca Cola Light en otras partes del mundo)”

La presencia de Coca Cola en su dieta habitual también ha sido objeto de debate. Trump ha bromeado en sus redes sociales con que se trata de una bebida para gordos  porque “nunca ha visto a personas delgadas tomarla”. Una broma que se le fue de las manos y que zanjó anunciando que la seguirá bebiendo aunque la marca esté enfadada con él.

Publicación

12 de diciembre, 2017

Categorías

Comentarios

Aporta, opina, participa en la conversación, apoya, condena, di lo que tengas que decir, lo que piensas, lo que sientes. Pero hazlo con educación y respeto. Gracias.

Galería

  • siguiente1/6

    Donald Trump en un supermercado

  • siguiente2/6

    Un joven Trump protagonizando un anuncio de McDonald's

  • siguiente3/6

    Trump presumiendo de hamburguesa en sus redes sociales

  • siguiente4/6

    Trump protagonizando un anuncio de Pizza Hut

  • siguiente5/6

    Trump explicando por qué utiliza cubiertos para comer pizza y comida rápida

  • siguiente6/6

    Trump comiendo pollo frito de KFC con cuchillo y tenedor

Este vídeo está rodado en Estados Unidos

* Haz click sobre los puntos destacados del mapa para ver más vídeos por sus localizaciones.

Otros Vídeos que te pueden interesar

Relacionados

En esta misma categoría